RíoenLínea
Social Martes 30 de Abril de 2019 | Publicado a las 21:42 | Actualizado a las 21:42

Presentan más de tres mil observaciones ciudadanas al proyecto Hidroeléctrica San Pedro

Publicado por: Diego Malverde
Visitas 574
Proyecto central hidroeléctrica San Pedro | Archivo.

Organizaciones ciudadanas de Valdivia y Los Lagos presentaron 3.250 observaciones ante el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA) por el proyecto Hidroeléctrica San Pedro de la empresa Colbún tras el proceso de participación ciudadana. 

Este martes finalizó el proceso de consulta ciudadana debido al nuevo Estudio de Impacto Ambiental presentado por Colbún en relación al controvertido proyecto que ya se extiende por más de 10 años y que ha generado oposición en comunidades mapuche y organizaciones ambientales de distintos puntos de la región.

Fernanda Ochoa, representante del Movimiento Los Lagos Sin Represas explicó a RioenLinea las razones que los motiva a oponerse a la iniciativa y valoró la cantidad de personas que fueron parte del proceso normado por la regulación ambiental.

Ochoa añadió que las observaciones se basaron en tres aspectos principales, entre los que se encuentra “el área de influencia (…) la empresa dice que ellos afectarán solo el área que está comprendida entre el muro de la represa que es de 60 metros y el terreno del embalse que son 12 kilómetros del Río San Pedro en dirección al Lago Riñihue”, lo que a juicio de la dirigenta no es verídico y su área de afectación sería mayor.

Además advierten que los Estudios de Impacto Ambiental presentados por la compañía han recibido críticas del Servicio Nacional de Geología y Minería por inconsistencias en los estudios.

La construcción de la central comenzó el año 2009 y “un par de meses (los encargados de la faena) se encontraron con que habían grietas en ambas laderas del río y una falla en su cauce. Consideramos que es un riesgo para la población llevar a cabo un proyecto como este en el Río San Pedro”. 

En tanto, el tercer eje de las observaciones presentadas ante el SEA radica en la eventual afectación a las actividades turísticas que se desarrollan en la actualidad en torno al afluente en las distintas comunas que atraviesa.

 

Comentarios