RíoenLínea
Social Martes 11 de Agosto de 2020 | Publicado a las 19:25 | Actualizado a las 19:25

Investigan a pareja de funcionarios del SERVIU de Los Ríos por autoadjudicarse un subsidio habitacional

Publicado por: Germán Pérez
Visitas 10477
Imagen de contexto | Pixabay

Una pareja de funcionarios del Servicio de Vivienda y Urbanización (SERVIU) están bajo una investigación administrativa luego que Contraloría constatara un conflicto de interés, en la autoadjudicación de un subsidio habitacional.

Hace algunos días Contraloría notificó al SERVIU acerca de los resultados arrojados por una investigación iniciada en base a una denuncia con reserva de identidad, en la que se acusaba a un funcionario de dicha institución de haber obtenido un subsidio habitacional de forma irregular, donde habría agregado y a la vez, omitido antecedentes en el proceso de postulación con la finalidad de obtener un menor puntaje para conseguir el beneficio.

En ese sentido, según la denuncia anónima presentada a Contraloría, se menciona que dicho funcionario del SERVIU no habría declarado dentro de su grupo familiar a su pareja, quien también trabaja en esa institución, en el área de postulaciones de subsidios.

Según consta el investigación del ente contralor, se verificó que el funcionario fue beneficiado con el subsidio habitacional en 2018, el cual está destinado a financiar la adquisición de una vivienda económica, nueva o usada, urbana o rural, o la construcción de ella en sitio propio, o en densificación predial, para destinarla al uso habitacional del beneficiario y su núcleo familiar.

Requeridos los antecedentes del Registro Social de Hogares, Contraloría constató que el mencionado funcionario había declarado un grupo familiar de cinco integrantes con una calificación entre el 51% y el 60% de menores ingresos o mayor vulnerabilidad socioeconómica. Sin embargo, según especifica el informe de la institución contralora, se comprobó con antecedentes del Registro Civil, que el funcionario registró al hijo menor de edad que tiene en común con su pareja, también trabajadora del SERVIU; a la hija y al hermano de ésta, ambos mayores de 18 años; además de una menor de edad, que no tiene vínculo de parentesco con el jefe de hogar, totalizando cinco integrantes.

Además, Contraloría procedió a solicitar a la Secretaría Regional Ministerial de Educación los antecedentes de estudios de la menor de edad, “cuyo parentesco con el funcionario no pudo ser acreditado, detectándose que esta cursó estudios desde los años 2011 a 2018 en la ciudad de Santiago, específicamente en la comuna de Maipú”, de acuerdo a lo especificado en el documento, lo que demuestra que no residía en la misma vivienda que el funcionario público, al momento de realizar su postulación al subsidio, toda vez que la dirección declarada para todo el grupo familiar se encuentra en Valdivia.

Asimismo, Contraloría asegura en su informe que -en base a información del Registro Civil- “la persona declarada como “cuñado” en el grupo familiar del postulante, registra una dirección distinta al domicilio indicado en dicho instrumento de calificación socioeconómica, no obstante, ese dato fue extraído en el transcurso de la presente investigación, no siendo posible acreditar la residencia del señalado familiar, a la fecha de la postulación”.

El órgano contralor, da cuenta en su informe que “el total de ingresos del hogar que indica la ficha de caracterización socioeconómica se encuentra en el tramo de $840.000 a $1.035.000, distinto a lo que indica el postulante en la ficha de postulación al subsidio, en la que se declara que el ingreso neto de todo el grupo es de $650.000”, pero solicitaron al SERVIU que remitiera las liquidaciones de sueldo del funcionario durante el 2018, constatándose que su remuneración a contrata, asimilada a grado 15° de la escala única de sueldos de la planta profesional del servicio, es en promedio de $1.043.263.

En la postulación del funcionario, además dio como dirección un inmueble fiscal asignado a su pareja que también trabaja en SERVIU, a quien no incluyó dentro del grupo familiar, por lo que al no registrarla la “calificación socioeconómica del postulante no se ajusta a la realidad, quedando en un estrato de mayor vulnerabilidad”, según informa Contraloría.

Contraloría, comprobó que la ficha de inscripción y los antecedentes del funcionario que postuló al subsidio fueron suscritos por su propia pareja.

Al respecto, el Director del SERVIU en Los Ríos, Raúl Escárate, quien confirmó que se mantiene en curso un sumario administrativo por la adjudicación irregular del subsidio.

Por último, la autoridad aclaró que el subsidio no se ha materializado y que el sumario debiera concluir la próxima semana, tras lo cual deberán remitir los resultados a la Contraloría.

Comentarios